10 Consejos para mejorar tu condición física

Hay  muchas personas que nunca han encontrado el momento idóneo para empezar y acabar con el sedentarismo. Pues bien, aunque tengas una vida muy ajetreada y sientas que no tienes tiempo para ti, tú también puedes conseguirlo con estos 10 simples consejos.

Estas son las diez propuestas que nos da Llara González:

  1. Ve caminando. Si no estás muy lejos de tu trabajo o de clase, no te lo pienses, ve caminando. Es una muy buena manera de sumar kilómetros en tu día a día. Si eres de los que tienes que ir en coche o medio de transporte público, prueba a bajarte unas cuantas paradas antes o aparca a unas manzanas del lugar donde vayas.

  2. No hagas siempre el mismo recorrido.  Rétate y atrévete con esa cuesta que tanta pereza te da subir, dale variedad a tu trayecto. Cada camino será distinto, seguro que descubrirás zonas desconocidas de la ciudad.

  3. No hay ascensor hacia el éxito. Aprovecha siempre que tengas oportunidad a subir las escaleras, por ejemplo, en tu casa, trabajo, en el metro, etc. Todos los escalones que te encuentres en tu día a día son bienvenidos.

  4. Cualquier excusa es buena.  La salud en el trabajo es muy importante, ya que la mayor parte de tu tiempo lo pasas allí. Además si tienes un trabajo en el que te pasas muchas horas sentado y/o frente al ordenador, intenta hacer breves descansos. Busca motivos para levantarte, dar una vuelta, ir al servicio, beber agua, subir alguna que otra escalera… Evita estar quieto en una silla durante horas, liberaras tensiones, estira.

  5. Desconecta con ejercicio. Rescata tu bicicleta y aprovecha para ir con ella al trabajo, clase, hacer recados o, simplemente, darte un paseo por la playa o ciudad. O bien desconecta dando un paseo.

  6. Hidrátate.  Intenta beber agua durante todo el día, contar con una botella siempre cerca te ayudará a mantener la vitalidad y mejorar tu salud.

  7. Alimentación y salud.  Crea unos hábitos de alimentación que duren toda la vida. Deja los milagros y aprende a comer bien. La clave está más cerca de lo que piensas.

  8. Organiza bien tu tiempo. Tenemos miles de tareas que realizar diariamente, que no nos dejan tiempo ni para respirar. Pero si te organizas bien podrás dedicarle un espacio al ejercicio físico para mejorar tu organismo y la salud.

  9. Busca ayuda. Hay muchos gadgets que podrás consultar para darle un extra a tu día a día controlando tu actividad diaria. Hay muchas y muy buenas apps, y herramientas electrónicas. Te ayudarán a medir tu ejercicio diario, calorías consumidas y además te retarán y motivarán a seguir adelante.

  10. Los fines de semana aprovéchalos. Disfruta los días festivos y los fines de semana para practicar aquellas actividades que más te gusten. No están reñidas con el tiempo de ocio.